¿Cómo tratar a un niño con Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad?

¿Has notado que tu niño no pone atención, se muestra hiperactivo y es impulsivo? Llévalo con especialistas en psicología y psiquiatría para que determinen si padece el Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH).

Este desorden mental se caracteriza por dificultades para mantener la atención, hiperactividad, exceso de movimiento o dificultades en el control de los impulsos.

El TDAH puede diagnosticarse y tratarse, a partir de los siete años de edad. Los padres o tutores de los niños deben estar atentos al comportamiento para, después, acudir con un médico.

Bedoyecta Pediátrica te presenta a continuación cuáles son las señales de alerta y cómo el Complejo B puede ayudar como auxiliar en el tratamiento del Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad.

Te recomendamos: ¿A quién se le recomienda Bedoyecta Pediátrica?

SÍNTOMAS DEL TRASTORNO POR DÉFICIT DE ATENCIÓN E HIPERACTIVIDAD

EL TDAH tiene tres características predominantes en los niños:

1) Déficit de atención 

  • No presta atención a los detalles o incurre en errores por descuido.
  • Tiene dificultades para mantener la atención en tareas o juegos
  • Parece no escuchar cuando se le habla
  • No sigue instrucciones y no finaliza tareas escolares
  • A menudo evita tareas que requieren un esfuerzo mental
  • Extravía objetos necesarios para tareas
  • Se distrae por estímulos irrelevantes

2) Hiperactividad

  • Mueve en exceso manos o pies
  • Abandona su asiento en la clase
  • Corre o salta excesivamente en situaciones inapropiadas
  • Tiene dificultades para jugar en equipo por mostrarse agresivo o aislado de las demás personas

3) Impulsividad

  • Da respuestas antes de haber sido completadas las preguntas
  • No aguarda por su turno
  • Interrumpe en las actividades de otros

Te recomendamos: ¿Qué vitaminas son necesarias para los niños y su desarrollo?

¿CUÁL ES EL TRATAMIENTO PARA EL TDAH?

Para el tratamiento del Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad se recomienda acudir con un psicólogo y un psiquiatra, que atiendan a los niños con este padecimiento de manera individualizada con la siguiente estrategia:

  • Terapia de conducta: Se identifican los factores de un comportamiento inadecuado, con el fin de promover conductas positivas y disminuir las negativas.
  • Entrenamiento para padres: Tiene como finalidad el mejoramiento de la relación entre el padre y el hijo, para que exista una comunicación más fluida.
  • Terapia cognoscitiva: Se realiza mediante técnicas para la solución de problemas.
  • Reeducación psicopedagógica: Se lleva a cabo después del horario escolar para paliar las conductas negativas, con el fin de mejorar el aprovechamiento académico.
  • Buena nutrición vitamínica: Todas las vitaminas del Complejo B son muy importantes, especialmente la B1 o tiamina, que es precursora de neurotransmisores, y la B6 o piridoxina, que coadyuva a mejorar la conducta, de acuerdo Alimmenta.com.


Ahora que conoces la importancia del tratamiento del Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad con la ayuda del Complejo B, te invitamos a que te suscribas a nuestro Blog de Tips para que tu niño tenga una vida saludable.

Descarga el recetario saludable para que tus niños coman saludable y divertido

Descarga Videos de Rutina de Ejercicios en Casa para hombre y mujeres

¿Cómo empezar tu día

con energía y actitud?

Ver guía

¡Síguenos!